Dejé vencer mi alma, y por fin viviré en paz... En este Dulce Rincón, con esta Pena Vencida. Adiós La Dulce Pena. Adiós El Rincón de Los Vencidos. Todo tiene un principio, un fin y un motivo por el que existir: Este Rincón ya encontró el suyo, ahora es hora de delegar en La Piel de Una Promesa.
La Piel de Una Promesa

Ni Un Segundo Quiero Perder

27 diciembre 2007

10 Vencidos

Para ella...

Feliz Año Nuevo

2 Vencidos

Guardar-Olvidar

7 Vencidos

La gente se guarda tantas cosas… Y pueden olvidar tantas cosas… Es raro… ¿verdad?...


Texto original FF VII

Pequeña Filosofía de la Vida

22 diciembre 2007

9 Vencidos

Esta mañana al despertarme, por instinto encendí la radio, para escuchar el CD recopilatoria que estuviese puesto, entonces, empezó a sonar: El Poema de La Lluvia Triste, de Mägo de Oz, del disco Gaia II - La Voz Dormida.

La canción, aparte de otras cosas decía algo así:

Cierra los ojos, abre el corazón, y aprende a ver con los ojos del alma.

Disculpas...

21 diciembre 2007

6 Vencidos

Cientos de ideas recorren mi mente, cúal estrellas fugaces, las veo pasar, peor no soy capaz de sostener en el aire a ninguna, no soy capaz de acordarme, de escribir una entrada de la que pueda estar orgulloso, esta mañana cuando me subí al bus iba pensando en ecribir varias entradas, pues hasta que no acaben estas fechas navideñas, veo muy difícil (casi imposible) publiclar. Y quería que tuviérais algo que leer.

Pero, ahora por más que lo intento no logro escribir nada que me guste. Además, parece que esto es una crisis global de bloggers, porque muchos de los que visito, dicen sentirse en las mismas circunstancias que yo (o yo que ellos). Así, que lo siento, pero hasta después de navidad, no podré volver a actualizar.

Muchas gracias a todos los que me leéis... y disculpadme por no poder actulizar...

Feliz Navidad

3 Vencidos

Lo he visto en 20minutos.es y creo que es una bonita forma de desearos Feliz Navidad, con un mensaje, que me viene de perlas, (Vosotros quieros ahí hasta enero), porque yo más o menos estoy casi igual, quieto hasta enero.


Pue lo dicho, que Feliz Navidad, y Año Nuevo. Portarse bien en mi ausencia.

Recuerdos del Pasado

19 diciembre 2007

11 Vencidos

Aún recuerdo como empezó mi primer día de facultad, allí un montón de desconocidos encerrados entre cuatro paredes esperando que aquella profesora dijera las primeras palabras, que nos diera la "Bienvenida", y que nos explicara su asignaturam en aquel caso, Matemáticas Para Economistas I. Pero además de todo aquello, nos dijo que en el Departamento (una palabra nueva para mí en aquella época, pero que ahora es parte de mi vocabulario habitual), habían decidido mandarnos libros de lectura, para subir la nota.

Los libros elegidos fueron los siguientes:
-De J. L. Borges: El Aleph, y Ficciones
-De G. Martínez (desconodico para mí): Los Crímenes de Oxford
Pasó el tiempo, y las cosas en la facultad no me iban del todo bien, y menos en matématicas -apenas había podido lograr 1 punto de 2 en los exámenes parciales, y las derivadas (cosa fundamental) no eran mi fuerte-, así que un día como otro cualquiera decidí mandarle un mail a Mercedes, para que me recomendara algún libro de esos tres, que en un principio creía censurables.

Ella fue clara y concisa, Los Crímenes de Oxford, así que ese día salí de mi casa con más dinero del que solía llevar a Málaga, y me dispuse a compar el citado libro. Llegué a la librería con ciertas dudas de si lo encontaría, al final, allí estaba, en edición de bolsilo -mejor más económico, pensé (hoy me hubiera gustado preguntar por la edición normal, puede que algún día lo haga)-. Así que cogí el libro, y volví hacia la universidad, la portada no era del todo llamativa, el título con letras mayúsculas de color naranja, y debajo, "El asesinato como acertijo", y como imagen de fondo, dos hombres hablando. Por detrás, un resumen algo más llamativo.

Recuerdo, que el libro me lo leí en aquella navidad, bastante deprisa, pero algunas veces tenía que hacer esfuerzos sobrehumanos por dejar de leer, y centrarme un poco en los estudios. Cuando acabé de leerlo, cerré el libro cuidadosamente, y me puse a pensar, a reflexionar sobre el mismo. Luego, días más tarde, hice una segunda lectura más rapida, y viva, para resumirla y hacer el trabajo para Matemáticas, y que me subieran el punto, pero eso ya no me importaba, el libro me había fascinado, me había trasformado.

Recuerdo especialmente aquella frase: "Es difícil saber hasta donde llegaría uno por su hijo" o con esta otra: “Hice algo terrible”, “Por favor, por favor, necesito que me ayudes, papá”. Y sobre todo, aquel, "papá".

Este año, en Octubre, estaba un día en la hemorteca, leyendo los períodicos, y hubo un artículo que me llamó la atención, era sobre Guillermo Martínez, había sacado otro libro al mercado "La Muerte Lenta de Luciana B" -del que ya os he hablado otras veces-. Corriendo el día siguiente bajé hasta el centro, necesitaba comprármelo, y esta vez no la edición de bolsillo, sino la normal. Esta vez, al igual que con el libro anterior, tenía que hacer esfuerzos sobrehumanos para dejar de leer.

Guillermo Martínez dijo algo así como, "Mi objetivo es que el libro se lea de una sentada", pero yo no era capaz, una parte de mí quería llegar al final, pero otra, no, otra quería mantenerse inmerso en ese mundo, esa cúpula apartada del mundo exterior... pero al final pudo más la primera parte que me arrastraba a leer, y me lo acabé, pero no de una sentada, aunque no me hubiera importado...

Cuando me acabé el libro actué como con el anterior, como con Los Crímenes de Oxford, lo cerré y lo deposité -en la misma mesa que la primera vez- cuidadosamente. Y reflexioné, todo volvía a resolverse en el último capítulo, y el epílogo para cerrar pequeñas brechas, aún abiertas, pero cerrarlas con ambigüedad, sin cerrar las hipótesis que cada uno se había hecho con él libro, y los personajes...


Y ahora, después de recordar todo esto, me pregunto en la soledad de mi habitación, podré conseguir algún día una novela que haga sentir, al menos a mí, una millonésima parte de lo que siento cuando leo a G. Martínez...espero que sí... espero que sí.

Los Crímenes de Oxford

3 Vencidos

Durante años (dos para ser exactos) he esperado esta notica, "Los Crímenes de Oxford" llegan al cine, de manos de Alex de La Iglesia, aquí os dejo el trailer, y para más información sobre el porqué de tanto interés por la película, la próxima entrada.

Trailer obtenido, con la ayuda de Juan Carlos, de aquí.

video

Koan: El Samurai

17 diciembre 2007

6 Vencidos

Texto original sacado del blog de GabySar, como ya le he dicho a ella por comentarios, me ha encantado, este llamemóslo, Koan...


Cerca de Tokio vivía un gran samurai ya anciano, que se dedicaba a enseñar a los jóvenes. A pesar de su edad, corría la leyenda de que todavía era capaz de derrotar a cualquier adversario. Cierta tarde, un guerrero conocido por su total falta de escrúpulos, apareció por allí. Era famoso por utilizar la técnica de la provocación. Esperaba a que su adversario hiciera el primer movimiento y, dotado de una inteligencia privilegiada para reparar en los errores cometidos, contraatacaba con velocidad fulminante. El joven e impaciente guerrero jamás había perdido una lucha. Con la reputación del samurai, se fue hasta allí para derrotarlo y aumentar su fama.

Todos los estudiantes se manifestaron en contra de la idea, pero el viejo aceptó el desafío. Juntos, todos se dirigieron a la plaza de la ciudad y el joven comenzaba a insultar al anciano maestro. Arrojó algunas piedras en su dirección, le escupió en la cara, le gritó todos los insultos conocidos -ofendiendo incluso a sus ancestros-. Durante horas hizo todo por provocarlo, pero el viejo permaneció impasible. Al final de la tarde, sintiéndose ya exhausto y humillado, el impetuoso guerrero se retiró.

Desilusionados por el hecho de que el maestro aceptara tantos insultos y provocaciones, los alumnos le preguntaron:
-¿Cómo pudiste, maestro, soportar tanta indignidad? ¿Por qué no usaste tu espada, aún sabiendo que podías perder la lucha, en vez de mostrarte cobarde delante de todos nosotros?
El maestro les preguntó:
-Si alguien llega hasta ustedes con un regalo y ustedes no lo aceptan, ¿a quién pertenece el obsequio?
-A quien intentó entregarlo- respondió uno de los alumnos.

- Lo mismo vale para la envidia, la rabia y los insultos -dijo el maestro-. Cuando no se aceptan, continúan perteneciendo a quien los llevaba consigo.

Aprendiendo

6 Vencidos

Este poema tiene ya bastante tiempo, pero hoy lo recuerdo, y se lo vuelvo a dedicar a ella...



Pasando el tiempo está
Y dándome cuenta estoy,
De que eres más maravillosa
De que en un principio pensé;
Más hermosa de lo que nadie es, ni será;
Más de lo que yo siempre pude desear,
Pero… sobre todo tú eres más
De lo que pude merecer.
Por eso te amo más cada día,
Más te necesito, y como nadie te desea,
Yo lo hago. Todo esto para decirte que siempre
Te querré y te amaré…

¿Hasta Dónde Llegar?

16 diciembre 2007

7 Vencidos

¿Hasta dónde serías capaz de llegar por amor? ¿Qué harías si lo hubieras dado todo y por un instante sintieras que todo eso no sirvió para nada? ¿Qué pasaría si te hubieras despojado de tus alas? ¿Cómo te sentirías si no pudieses volver atrás?

Hace mucho tiempo atrás, dónde la mente duerme y nada es real, existía un reino habitado por ángeles, y algunos humanos. Entre ellos, no había distinción, sólo unas alas blancas que poseían los ángeles y que les permitía volar. Además, tenían una única regla, ambas razas no podían amarse, no podían estar juntos.

Entre todos los ángeles femeninos sobresalía una hermosa joven, de tez pálida, cabellos oscuros, y ojos verdes. Y entre los humanos, un joven bondadoso, y algo mujeriego. Cómo no es de extrañar, el amor surgió entre los dos seres, un amor que durante mucho tiempo mantuvieron oculto.

Algunas veces estuvieron muy cerca de que los descubrieran, y si ello ocurriera, su muerte. Una vez estuvieron tan cerca, que decidieron acabar con aquella relación, la relación de un amor prohibido. Ella, no podía aceptarlo, y al día siguiente después de romper la relación, bajó hasta la orilla del acantilado.

Allí se deshizo un instante de sus ropas, y agarró su ala derecha, se secó una lágrima con la mano derecha, y con la izquierda, junto a toda su fuerza, tiró del ala hacia abajo. No pudo evitar gritar de dolor, pero al ver que había conseguido arrancársela, sonrió. Luego, entre sollozos, y recordando el dolor, hizo lo propio con el ala izquierda, que pudo ver cómo se la llevaba el viento.

Aún con lágrimas en la cara, pero la alegría en su corazón, porque ya no era un ángel, ahora era como los humanos, no tenía alas que lo distinguieran, volvió a la aldea, pero, aquellas leves lágrimas, se tornaron, en lágrimas más grandes, si cabe, que cuando se despojó de sus alas. Su amado, por el que había renunciado a su raza, a su antigua existencia, ahora estaba junto a otra chica, una humana de verdad.

Ella había renunciado a todo por él, y él simplemente había renunciado a ella para seguir al lado de otra.


¿Qué harías tú si fueras ella? ¿Qué harías tú si hubieras renunciado a todo?

¿Dónde se han ido mis musas?

14 diciembre 2007

5 Vencidos

Ya me lo decía hace tiempo, EnLaOscuridadDeLaNoche, mis musas se han ido. Y no sé dónde se habrán escondido, este puente has estado revoloteando por todas partes, me han ayudado mucho en el avance de la novela, pero al llegar aquí, se han ido, supongo que ahora les habrá tocado el puente a ellas.
No sé, espero que vuelvan pronto, esto no puede seguir así, llevo tiempo con ganas de continuar con la "Novela Corta", hacer alguna parte más, o hacer nuevos "cuentos", pero mis musan me abandonaron, y no sé que voy a hacer....
Por ahora, espero que este fin de semana me apoyen, y os traiga alguna entrada buena. Buen finde!

...Verdad...

13 diciembre 2007

10 Vencidos

¿De verdad queremos saber la verdad?

Pequeña Reflexión

2 Vencidos

Tener amigos que creen en ti, adultos en los que puedas confiar... todo es maravilloso, pero luego te acostumbras y cuando menos lo esperas, las cosas dejan de ser como antes y ya no hay nadie contigo... y entonces ¿que?... te sientes solo... te sientes triste... Siempre pasa lo mismo, tarde o temprano, cuesta recuperarse y seguir adelante, por eso... por eso lo mejor es estar solo desde el principio ¿quien necesita amigos?, yo no... Si te apoyas en los demás siempre sales perjudicado, además no vamos a estar siempre juntos.

¿Por eso no querías amigos? ¿Porque tienes miedo a perderlos?



Texto Original Final Fantasy VIII

Actuar o No Actuar

0 Vencidos

¿Qué te pasa Vivi, no puedes dormir?
- No... es que empiezo a darle vueltas a la cabeza y no puedo parar. Tú dices que no es bueno pensar demasiado y tienes razón, pero…
Pero yo soy yo, y tú eres tú. Todos somos diferentes y tenemos que aceptarlo.
- Pero yo quiero dejar de pensar… No quiero darle más vueltas a la cabeza… No puedo seguir así... tengo miedo…
No importa cuál es nuestro pasado, que problemas tengamos o qué queramos hacer… En la vida sólo hay dos opciones: Actuar o No actuar…
Tantas preocupaciones, y tanto dolor, y sólo podemos hacer dos cosas. ¡Es lógico desesperarse! Aún así, para no darle vueltas a la cabeza... Hay que poner una norma que te diga cuando actuar y cuando no actuar…
Sé que no es fácil, pero con el tiempo tú mismo sabrás lo que tienes que hacer. Yo intento proteger lo que me rodea. Si puedo o no es otra cosa, pero esa es mi norma.



Texto original Final Fantasy IX

La Dama del Amanecer

12 diciembre 2007

5 Vencidos

En el norte de España, hace mucho tiempo, había una pareja de jóvenes. Él era bastante agraciado, pero comparado con ella, no era nada, en ella se podía encontrar toda la belleza del mundo resumida en una sóla persona, y el amor que ella sentía no conocía fin en el mundo. Y él, en el fondo, pues no tanto, la quería, sí, pero por su belleza, por su virginidad, mantenida hasta la fecha intacta.

Ella que desconocía, los más oscuros deseos de su amado, se confundió entre tantas promesas, que este le hizó, e hicieron el amor. Cuando al fin, el joven alzó su ego, ella quedó embarazada, y él, asustado, decide abandonarla, tantas promesas que hizo, se desvanecieron en el aire, en el aire, como él, ambos se esfumaron. Y ella, decidió seguir con su hijo adelante, tuvo el hijo.

El pueblo, al enterarse de su historia, la castigó, la desterró, a vivir encerrada entre muros, entre paredes. Ella al cabo del tiempo, murió, murió en vida, mas su espíritu, en las noches, sigue vagando por los caminos, hacia la posada dónde se conocieron. Pero, como fue traicionada, ahora se venga de todo aquel que sea seducido por su belleza, por su cuerpo...

Pero, nunca debes besar sus labios, si los rozas, morirás.

Mas, en la noche de los difuntos, su cuerpo resurge, y su corazón se lamenta, por el tormento que le causó aquel varón, y al llegar la mañana se desvanece en el aire, como antaño lo hicieron las promesas de su amado...


Su nombre, Kelpie...

Me falta...

10 diciembre 2007

7 Vencidos

Siento que me faltan minutos al día para expresarte todos mis sentimientos,
Siento que me falta tu presencia cuando estás lejos,
Me falta, me faltas tú...

Adelanto (III)

09 diciembre 2007

5 Vencidos

Bueno, como este puente, no he tenido tiempo de preparar una entrada por motivos personales y académicos, os subo otro pequeño adelanto de la novela, esta vez, al igual que el primer adelanto, una escena de sexo.
A l@s que seguís la novela, gracias, y a ver si pronto os mando la última versión que he acabado hoy, os digo que la segunda parte (a partir de dónde se dicen los nombres de los protagonistas) la he preparado en este puente con un poco de prisa, pero quería acabar el puente al menos con la idea plasmada, por eso no está muy pulida esa parte, pero en la siguiente edición (la VI) estará al completo, creo que esa será la última edición antes de publicar mi novela... sin más demora, el adelanto:


Nuestros labios se volvieron a fundir en un suave beso, luego otro, y otro cada vez con más pasión, una pasión arrebatadora de todos nuestros instintos, una pasión que nunca antes había conocido. Y así… sin saber cómo, en lo que me quiso parecer un instante, pero en realidad fue mucho tiempo de besos, caricias, nos encontrábamos sobre tu cama, aún con ropa, pero mis manos recorrían tu espalda, las tuyas mi cara, y de una forma casi imperceptible acercabas tus labios hacia mi cuerpo. Esos labios, que tanta pasión me estaban demostrando, y provocando en mí.

Mis manos seguían recorriendo tu espalda, tu cintura, tus piernas… las tuyas recorrían mis brazos, mi pecho, jugueteabas con los pelos de mi pecho mientras me besabas. Separaste nuestros labios, y empezaste a desabrocharme con pasión los botones de mi camisa, yo al ver aquello, te quité el top que ocultaba tus pechos, allí aparecieron ante mí, detrás de aquel sostén negro, con transparencias, que parecía colocado especialmente para la ocasión. Tú al ver mi cara sonreír, con un juego de manos, tiraste el sostén, y pude contemplar tus pechos en todo su esplendor, mientras que me sonreías…

Volviste a acercarte a mí, esta vez, con el pecho desnudo, el calor de tu pecho en mi cuerpo fue una sensación, que nunca he sido capaz de describir, si te dijera que fue mágico, mentiría, fue mucho más. Más de lo que nunca había soñado. Entre tanta pasión, mis manos, ya estaban buscando por debajo del pantalón otros tesoros, antes ocultos, tocaba la piel, la piel desnuda y fría, que contrastaba con el calor de tus senos. De nuevo, tomaste tú la iniciativa en desnudarnos, y quitaste los pantalones, yo de la emoción apenas podía desabrochar el botón del tuyo, tuviste que agarrar mis manos, en aquel momento la pasión se transformó en seguridad, y pude desabrocharlos, pude robártelos.

De nuevo unas transparencias, ocultaban tu sexo, un tanga negro, a juego con el sostén que antes, te quitaste. Te mostrabas desnuda ante mí, porque el tanga, no aguantó mucho tiempo, la pasión pedía paso, pedía contemplar el mayor de tus tesoros, y allí estabas apoyada con las rodillas en la cama encima de mí, encima de mi cuerpo desnudo. Y en aquel momento, todo se unió, todo se fusionó amor, pasión, deseo, lujuria…

Estábamos haciendo el amor en tu cama, era mi primera vez una primera vez maravillosa. Tantos sentimientos recorrían mi cuerpo, tanto deseo, una calor por el ejercicio, por el roce de nuestros cuerpos, pero a la par, un escalofrío recorría mi cuerpo. Derramé unas lágrimas de emoción, hacer el amor contigo, era el sueño que había tenido desde la primera vez que te vi, desde que entraste en clase. Me sonreíste, diciendo, sigue así, no pares jamás… durante un instante me quedé mirando tu pelo empapado en sudor, un sudor lleno de deseo, y de fuego, y me sentí que acababa todo, me sonreíste, para decirme que fuimos a la vez.

Adelanto (II)

05 diciembre 2007

10 Vencidos

Como he prometido, aquí otra parte de mi novela. Algunos habéis leído una edición anterior de esta parte, para otros será completamente nueva. Y como ya dije la otra vez, nada es lo que parece... espero que tenga la misma aceptación que la otra parte.


Muchas gracias por todos los días de este curso que has compartido conmigo. Sobre todo estas últimas semanas, y aún más los dos últimos días, en los que por primera vez en mi vida me he sentido amado. Pero he descubierto que la vida es como una obra de teatro; nosotros somos los actores. Pasamos muchas horas en el escenario expuestos, expuestos el público se enamore de los actores.

Y cuando nos enamoramos, perdemos el hilo de la realidad hasta tal punto que la gente a nuestro alrededor acaba creyéndose la obra. En un principio, era un mero espectador, luego comprendí que podía ser actor, y estar a tu lado. Lástima que ya no esté de acuerdo con el papel que me tocó interpretar, y tampoco me apetece volver a ser un mero espectador…

Sí, os he descubierto a ti y a ese chico al que ‘ya no amabas’. Sé que esta mañana mientras yo dormía pensando en ti, en nuestra noche, tú estabas disfrutando con él. ¿Sabes? A pesar de todo me voy a portar bien contigo, te daré un consejo para la próxima vez que lleves un chico a tu casa: Guarda el móvil o por lo menos apágalo para que no vean en que te entretienes durante la espera.

Confío en que seáis muy felices, que siempre estéis juntos, y que os caséis… Yo ya no podré ser feliz nunca, ni a tu lado, ni al lado de otra persona. Me has robado la felicidad, la inocencia, pero sobre todo me has robado la fe en los sueños. Si nunca hubiera soñado con esa compañera que me besaba, es posible que nunca me hubiera enamorado de ti, y tal vez, sólo tal vez, podría haber sido feliz junto a la otra chica.

Ahora me arrepiento con todas las fuerzas que me quedan, me arrepiento de haberte conocido, de haberte ayudado a buscar el libro, de haber estudiado esta carrera, que en el fondo ni me gusta. Pero sobre todo me arrepiento de haberle negado aquel beso a, como tú decías, ‘la otra’. Maldigo el día que te cruzaste en mi vida, maldigo nuestra primera conversación.

No me busques, te aseguro que nunca más volveré a caer en tus trampas, jamás volveremos a vernos. Sé que si te digo que te olvidaré, te miento, y tú también lo sabes, pero te aseguro que haré todo lo posible para recordarte amarga como la bilis, para recordar tus besos, como la hiel, para odiarte de tal forma que no me arrepienta de esta decisión.

Para despedirme, sólo me queda decir que siempre te estaré en mi rincón; ‘El Rincón de Los Vencidos’; espero que nunca tengas que visitarlo… porqué no quiero verte

Un Año en Una Entrada

1 Vencidos

Pues eso, que el otro día vi en el blog de Pier, que resumía en una entrada el 2007, y me gustó este "meme", y por eso se lo plagio, pero con algunas modificaciones:

ENERO
Pues no recuerdo mucho de este mes, pasé la nochevieja en mi casa, y las uvas en casa de mi novia. Fuimos a Riogordo para acabar el año. Y luego, más adelante a finales de mes, los temibles exámenes... Poco más que destacar

FEBRERO
El día 2 de este mes, hicé dos años con mi novia, y aún hoy lo recuerdo como si hubieran pasado cinco minutos cuando empezamos... El resto del mes más exámenes, y sólo un suspenso -maldita estructura económica mundial-. Como el mes anterior, exámenes, y algo de vacaciones.

MARZO
Pues de este mes lo más destacable, es que el 19 de Marzo, por la tarde entró en funcionamiento este blog, con la entrada Ovejas Negras. Y la verdad, que poco más que destacar, ya conocía a Rafael, profesor de Sociología, y algunas de sus grandes frases....

ABRIL
Sinceramente, no hay nada que descatar (es decir, no me acuerdo de nada de ese mes). Quizás, fue aquí la fiesta de la primavera, pero no recuerdo.

MAYO
Este mes, aparte de ser la Feria de Periana, cosa destacable. Me centró en que fue cuando empecé a escribir mi novela, El Rincón de Los Vencidos, cuyo versión primigenia eran 5 páginas. Después a finales de mes, la romería de Periana, a la que no fui.

JUNIO
Como en febrero, más exámenes... y nada que destacar, al menos nada que recuerde.

JULIO-AGOSTO
Pues poco que destacar, estudiando contabilidad financiera, y estructura económica mundial. Seguía con la novela, con la segunda edición por decirlo de alguna forma... Poco más que destacar, de nuevo.

SEPTIEMBRE
Mi cumpleaños, y el de mi hermana. Acabo la segunda edición de mi novela, y empiezo la tercera edición... Además, a finales de este mes, me paso varios días en el hospital de la Axarquía, se muere mi abuelo, y estoy tres días, en Periana, de entierro.

OCTUBRE
Comienza, el nuevo curso (aunque en realidad lo hace en septiembre), comienza la optativa, y conozco a un buen puñado de nuevos amig@s. La cosa está bastante bien. Comienzo a difundir mi novela, por los bloggers, y amigos. Parece que gusta.

NOVIEMBRE
Aunque acabó hace un par de días, no recuerdo nada especial de este mes. Sigo con la novela, y poco más que destacar... La cosa va sin cambios.

DICIEMBRE
Aún por llegar....

Recuerdos...

02 diciembre 2007

6 Vencidos

Estoy dentro de mi casa, los recuerdos de otro tiempo, de otros años, aquellos años de juventud, en los que varias Odiseas (I, II, III), y más que quedan por contar, viví junto a mis amigos. Salgo a la calle, y miro hacia abajo, el paisaje es desolador, lo que en aquellos años era un riachuelo, que había que cruzar para pasar a otra orilla, hoy en día, ese pequeño río, es sólo tierra, y alrededor pequeñas hiervas.


Giro, mi vista, y recuerdo con especial ilusión, cuando esos peñones con las cimas cubiertas de olivos, estaban debajo del agua, estaban hundidos completamente, pero desde aquel entonces, han paso muchos años, creo que 6 o 7. Y ahora, nada, sólo, tierra. En concreto, para los que os hayáis leído la Primera Odisea, y se pregunta dónde “cogimos” el hidropedal, fue por detrás del peñón de la izquierda, no es la situación exacta, pero una muy aproximada.


Por ese camino, por el que tantas veces soñé e imaginé cosas… Debajo del camino de pizarra, había otro pequeño camino que llevaba al agua, y allí, pues disfrutaba al ver las pequeñas olas causadas por el viento.


Y esta, ya por último, bajo ese, llamémoslo, acantilado, pescando con mi amigo, esta vez, más grande hará un par de años. En definitiva, el Pantano de la Viñuela me trae muy buenos recuerdos, que no puedo explicarlos aquí todos, y mucho menos subir fotos de todos los lugares…